Lidera con Karisma | Enfócate para el Éxito
20505
post-template-default,single,single-post,postid-20505,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,side_menu_slide_from_right,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive

Enfócate para el Éxito

“El éxito ocurre cuando tus sueños son más grandes que tu excusas”

 

Si alguien nos pregunta: ¿Qué es el éxito? Posiblemente habría coincidencias pero nos daríamos cuenta que dependiendo de a quién le preguntes, el éxito puede ser una cosa u otra. Por lo tanto, tendríamos que reformular la pregunta: ¿Qué es para ti el éxito? Y aquí cada persona daría su opinión. Pero hay una cosa que considero que es común independientemente de lo que signifique el éxito para ti.

El éxito produce una sensación de satisfacción hacia nosotros mismos por haber conseguido aquello que nos hemos propuesto y que ha supuesto un esfuerzo. Nos hace sentirnos orgullosos.

Pero ¿Cómo se consigue? Es aquí donde entra en juego  otra palabra fundamental que es: FOCO

Difícilmente vamos a lograr tener éxito en algo sino estamos enfocados para conseguirlo. Esto supone compromiso, esfuerzo y una buena dosis de pasión. Lo que no nos emociona es más fácil que acabemos abandonándolo.

Steve Jobs decía: “la única forma de hacer un gran trabajo es amar lo que haces”

Poner foco es centrar nuestra atención en un objetivo, en aquello que considero que me va a ayudar a mejorar algún aspecto vital para que mi empresa pase a un mayor nivel de excelencia y por tanto me genere los mejores resultados.

Aquellas empresas que muestran un alto rendimiento se distinguen por poseer una especie de puntero láser. Se enfocan en sus prioridades con una aguda conciencia y utilizan de la mejor forma posible su tiempo.

MARCAN UN CAMINO. GENERAN UN RUMBO.

¿PERO COMO SÉ CUÁL ES EL CAMINO?

Te doy algunas herramientas para empezar:

1. PARAR (Se nos olvida que esta parte es esencial y vamos por la vida como “pollos sin cabeza”)

2. PENSAR ¿Dónde quiero poner mi atención?

3. ESCRIBIR (Ayuda a comprender y a enfocarnos mejor)

4. VISUALIZAR ( Ver tus logros, cómo te sientes una vez lo has conseguido)

5. ACTUAR: El resultado sólo llega con la acción.

6. VERIFICAR: Comprobar cómo me ha ido y corregir aquello que sea necesario.

El éxito es, comprometernos con ser extraordinariamente buenos en lo que hagamos. Extraordinario no es lo mismo que perfecto. Las personas no somos perfectas, pero cuándo ponemos todo nuestro esfuerzo y ganas en conseguir algo se nota. Los demás lo notan. Y aquí debo añadir que una de las claves del éxito es CONECTAR. Si no ofreces algo que conecte con los demás es imposible lograr el éxito.

Pero el camino al éxito no es sencillo, no es recto, no hay atajos y suele haber muchos obstáculos.

La pregunta sería:

¿Estás dispuest@ a enfocarte para lograr el éxito?

 

Feliz año 2018.

Compártelo ...
Sin Comentarios

Deja un comentario